30 mar. 2011

Entrevista a Juan Pérez Ribes.


Estuvimos en Cáceres y disfrutamos del concierto del ENSEMBLE 5 PUNTO 7 en el que rindieron homenaje a la obra de Juan Pérez Ribes. Aprovechando esa circunstancia, el maestro tuvo la amabilidad de charlar con nosotros y contarnos sus impresiones tanto sobre la música en general, como sobre su obra y la interpretación que de ella ha hecho el ensemble. 
*
TODAS LAS MÚSICAS. ¿Qué es lo más importante en una composición, qué destacaría en la música?
JUAN PÉREZ RIBES.- La melodía es fundamental. Es un lujo que no podemos perder. Es un elemento esencial de la música. La armonía puede progresar, se puede enriquecer, podemos dejar atrás la armonía tradicional y todo lo que eso conlleva a nivel formal, pero sería lamentable perder esa linealidad de la melodía, con la fuerza de comunicación que tiene.
T.L.M. ¿Qué características destacaría de su estilo?
J.P.R. Yo, como Stravinski, entiendo la composición como un trabajo de artesano. Ante todo el artesano es un profesional, es un creador capaz de hacer música con cualquier tipo de materiales. Personalmente he aprendido de la música impresionista, de Dubussy, que supuso una renovación de las estructuras musicales que aún hoy nos permite crear cosas nuevas, pero  también de la música nacionalista. En mi tierra, en Valencia, la tradición es muy fuerte y uno no puede ignorar lo que ha aprendido desde niño. Además ha habido grandes músicos valencianos, como Joaquín Rodrigo, que han trabajado en una tradición que no hay que olvidar. A partir de ahí y, de todo lo que uno conoce estudiando la historia, recibe influencias que le van marcando hasta que, con los hallazgos estilísticos que haya podido incorporar, se crea uno propio, a veces reconocible.   
T.L.M. ¿Qué opinión tiene de la música de las vanguardias?
J.P.R. Yo he trabajado con series dodecafónicas, se puede hacer. Pero para mí es sólo un recurso más. La serie va dictando la melodía y también la armonía, tu sólo resuelves un problema, es un reto, como hacer un crucigrama, pero prefiero apoyarme en unas bases armónicas claras, en una tonalidad dispersa que se puede apoyar en varios puntos fuertes, en una cierta politonalidad. Me gusta ese juego que supone salir y volver a una tonalidad determinada, aunque los acordes estén modificados, enriquecidos con segundas, para conseguir sonoridades sugerentes, nuevas. Pero, finalmente, ahí están las cadencias a la tonalidad principal que cierran el episodio.    
T.L.M.  Y el ritmo, ¿qué función tiene en la música?
J.P.R. La música es un lenguaje magnífico, lleno de recursos. La melodía es una base importante, también la armonía, pero el ritmo lo cambia todo. Sin ritmo la melodía es monótona, sube o baja sobre la escala pero es monótona. Con el ritmo todo cobra vida. De repente se interrumpe y vuelve a surgir con más fuerza. También son importantes los recursos dinámicos. Jugar con los “fortes” y los “pianos”, (o “pianísimos”), éstos recursos dinámicos son muy expresivos.
T.L.M. ¿Qué es para usted la música de cámara?
J.P.R. La música de cámara tiene una belleza especial motivada por su esencialidad. En la música de cámara solo existe la esencia de la música. Toda la música está allí, desnuda, sin los ropajes que le proporcionan los múltiples instrumentos orquestales, pues carece de la riqueza de timbres de la orquesta sinfónica, pero con toda su riqueza armónica, rítmica y melódica.
T.L.M. ¿Qué importancia tiene el éxito en el arte? ¿Hay que hacer la música para el público?
J.P.R. Al final la música tiene que gustar. Si al público no le gusta la música, para qué la hacemos. Uno tiene que hacer su música como le guste, sin duda hay que ser auténtico, pero si al público no le dice nada para qué hacerla. Eso no quiere decir que para agradar al público renuncie a lo que yo quiero hacer. Lo ideal es que al público le guste lo que nos gusta a nosotros. No siempre se consigue pero cuando es así es magnífico.
T.L.M. ¿Se está consiguiendo en los conciertos que el Ensemble 5 Punto 7 está dedicando a su obra?
J.P.R. Totalmente. Estoy disfrutando mucho con ellos. En Plasencia, en Cáceres, están sonando magníficamente y el público está respondiendo muy bien.
T.L.M. ¿Qué opinión tiene de estos intérpretes?
J.P.R. Me encanta encontrarme con esta nueva generación de buenos músicos. Son músicos muy profesionales que tienen un currículo formativo impresionante, pero que no por ello se han dormido en los laureles. Son trabajadores y perfeccionistas, como a mí me gusta, y están haciendo una muy buena labor: en la enseñanza, en la difusión de la música, pero sobre todo en la interpretación. Creo que van a llegar muy lejos. 
T.L.M. ¿Qué destacarías de cada uno de ellos?
J.P.R. Jorge Rafael Gómez Cáceres es un saxofonista muy completo, capaz de interpretar mi sonata, que tiene dificultades de ejecución evidentes, y salir airoso de la prueba transmitiendo la música con fuerza y estilo. Así lo reconoció David Alonso, profesor del conservatorio de Cáceres, que fue quien grabó la obra y la estrenó.
María Orejana Salinas ha estado prodigiosa tanto en las piezas acompañadas, como en el estreno de mi “Suite para piano sobre temas valencianos”, como le dije al terminar su interpretación.  Me gustó mucho como la hizo sonar.
Laura Oliver de la Guerra nos había dicho que en algún momento le fallaban las fuerzas  porque está embarazada y a veces tiene sensaciones diferentes a las habituales, pero en Cáceres estuvo sensacional. Tocó con una gran fuerza, supo leer la partitura y crear una interpretación muy buena.
Ignacio Orejana Salinas es un violinista de una técnica magnífica que además sabe transmitir emoción. Está trabajando de forma extraordinaria y creo que llegará a ser un virtuoso.
T.L.M. ¿En el año de su ochenta cumpleaños se encuentra con fuerzas para seguir trabajando?
J.P.R.  Naturalmente. Aunque la vida a veces te depare sorpresas desagradables, el trabajo y la música están siempre ahí, incluso me sirven para olvidar los malos tragos y, junto con mi familia, es lo que me da ánimo para seguir adelante. Me ha pedido el Ensemble que les prepare alguna pieza y quizás lo haga.
T.L.M. ¿Se va a hacer este concierto homenaje en Badajoz, su ciudad?
J.P.R. Han dicho que para el año que viene se va a hacer en Badajoz.
   

No hay comentarios: